Destacado

Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia: ellas sí pueden

Publicado 10-02-2017

  • La ONU declaró el 11 de febrero como el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia con el propósito de impulsar su acceso y participación plena y equitativa. En ese sentido, CONICYT lleva adelante diversas medidas para contribuir a la equidad de género en la actividad científica chilena.
Día de la mujer y la niña en la ciencia

“Lograr cambios sustantivos en el acceso igualitario de las mujeres a los distintos ámbitos de la sociedad requiere de un esfuerzo conjunto, en favor de la equidad de género en el Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación”, señaló el director Ejecutivo de CONICYT, Christian Nicolai.

A partir de los seis años, las niñas empiezan a verse a sí mismas como menos brillantes o inteligentes que los niños en matemáticas. Lo anterior de acuerdo a los resultados de un estudio publicado por la revista Science en enero de 2017, que deja entrever que esta autopercepción marcada por estereotipos de género podría influir en sus intereses en la infancia y en sus decisiones educativas a largo plazo.

De hecho, en Chile, las mediciones de las diferentes pruebas que evalúan los conocimientos de los estudiantes como el Simce, TIMMS o Pisa, reflejan que en matemáticas y ciencias las brechas entre hombres y mujeres aumentan en la medida que avanza su edad. Esto se agudiza en la matrícula de pregrado de las universidades, pues solo un 17% de las mujeres elige ingenierías y un 22% opta por ciencias, mientras que la gran mayoría escoge carreras de salud, servicios sociales y educación, asociadas a roles tradicionalmente.

Datos como estos explican que la Organización de Naciones Unidas, ONU, haya declarado el 11 de febrero como el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, con el propósito de lograr el acceso y la participación plena y equitativa en la ciencia para las mujeres y las niñas a nivel mundial.

En nuestro país, la Comisión Nacional de Investigación Científica y Tecnológica, CONICYT, impulsa diversas medidas para incentivar un aumento de la participación femenina en la actividad científica del país, contribuyendo a la disminución de las brechas de género en áreas que histórica y culturalmente se han vinculado a los hombres.

Esto se suma a campañas como la del Sernam “Postula por tus sueños”, que convoca a las jóvenes a postular a carreras universitarias sin sesgos de género; o la liderada por Comunidad Mujer, “#LasNiñasPueden Crear, Emprender e Innovar”, que busca generar un contexto social adecuado para que niñas y niños puedan desarrollar sus talentos en todas las áreas de las ciencias.

Rompiendo barreras

Durante 2016, una de las iniciativas que CONICYT ha instaurado para hacer frente a la desigualdad de género en el área es la formación de la Mesa Interinstitucional de Género en Ciencia, Tecnología e Innovación donde participan 12 instituciones, entre las que se cuentan el Ministerio de Educación, Corfo, Telefónica, Girls in Tech y Comunidad Mujer. Su objetivo es realizar un diagnóstico de oportunidades de género que apunte a la elaboración de políticas públicas y así disminuir barreras, fomentar la participación femenina y aumentar el impacto de los esfuerzos realizados por cada organismo.

Al respecto, el Director Ejecutivo de CONICYT, Christian Nicolai, comentó que “para lograr cambios sustantivos en el acceso igualitario de las mujeres a los distintos ámbitos de la sociedad, se requiere un esfuerzo conjunto, trabajando en forma unida y articulada a favor de la equidad de género en el Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación para asegurar cambios significativos en las prácticas y sistemas de acceso y participación de género”.

A nivel institucional, el número de becas de postgrado adjudicadas para mujeres por la institución, tanto Magister como Doctorado, aumentó de 36% a 43% entre 2001 y 2015. Esta tendencia pareciera seguir en el rumbo de mayor equidad de género a nivel global reportada en educación superior.

En tanto, las iniciativas de investigación lideradas por mujeres también se han incrementado. Los proyectos que resultaron admisibles en los diferentes fondos subieron de 27,4% a 40% entre 2011 y 2015 y los adjudicados aumentaron de 25,7% a 38% en ese mismo período.

En el caso específico de Fondecyt, el promedio de los proyectos seleccionados liderados por mujeres es de 29%, desglosado en Postdoctorado 38%; Iniciación 33% y Regular 22%.

Las diferencias de género a nivel de puestos de liderazgo –investigadores o directores responsables- dan cuenta que la participación masculina alcanza entre el 75% y el 80% versus un 20% a 25% de participación femenina en programas como Fondef, en las direcciones de los Centros de Investigación de I+D (Regional, PIA y Fondap), pero también en programas más pequeños como el Fondo de Equipamiento Científico y Tecnológico (Fondequip), el Fondo de Desarrollo de la Astronomía Nacional y el Programa de Atracción e Inserción de Capital Humano Avanzado (PAI).

A su vez, CONICYT intenta contribuir a la equidad de género actualizando su política institucional para enfrentar las principales barreras durante la trayectoria de las investigadoras, por ejemplo, la prórroga de proyectos durante el período pre y post natal (otorgando, por ejemplo, plazos adicionales para hacer uso de los períodos de pre y post natal) y la medición equitativa de productividad científica, entre otras acciones.

Desde la infancia

La promoción y concientización de los talentos y vocaciones de las mujeres en la actividad científica y tecnológica debe empezar en los primeros años. Es por ello que CONICYT, a través del programa Explora, ha implementado acciones para motivar a las niñas en las ciencias, como el kit de juego “Julieta en la Tierra de las Niñas”, diseñado para motivar a las niñas a explorar la naturaleza dentro y fuera de la ciudad con una mirada científica y que fue realizado por científicas y comunicadoras de la Universidad de Chile. Además, financia material educativo, talleres, campamentos y otras actividades para alumnas de enseñanza básica y media.

A su vez, la Comisión patrocina el Premio L’Oreál Chile – UNESCO “For Women in Science”, genera indicadores y estadísticas para contribuir al análisis y el mejor diseño de políticas públicas, mantiene la página web “Mujeres en Ciencia” para visibilizar el trabajo de mujeres en la ciencia y tecnología y en diciembre de 2017, organizará la Cumbre de Género en CTI (12° Gender Summit, primero en América Latina y El Caribe), encuentro internacional de diálogo sobre igualdad de género en ciencia, innovación y desarrollo.

Revise la presentación de la UNESCO sobre el día de la mujer y la niña en la ciencia